martes, 11 de julio de 2017

Cuando un error puede provocar un linchamiento digital

La revista Look Magazine Guatemala estuvo en medio de una polémica al publicar en su portada de julio 2017 una imagen y diseño que creó controversia debido a que muchos usuarios de redes sociales la tildaron de racista y clasista.

Pero fue el cinco de julio cuando se volvió viral la portada e incluso el nombre de la revista fue tendencia en Twitter y gran cantidad de gente arremetió contra dicha revista por denigrar a la mujer indígena al colocarla en segundo plano.

El tuitero @Yoel_Fatale publicó una observación interesante porque la mujer indígena que aparece en la portada no sólo está detrás de la modelo sino detrás del logotipo de la revista, lo cual enfureció e indignó a los usuarios de plataformas sociales de Guatemala.

Por supuesto que el linchamiento digital hacia Look Magazine no quedó en redes sociales; mujeres opinaron sobre este caso en medios como elPeriódico y el vespertino La Hora. Por ejemplo, Sandra Xinico Batz tituló su publicación como "Racismo de revista" y mencionó: "La revista Look Magazine cambió su portada y pidió disculpas por lo que definieron un “error” cometido. En la nueva portada aparece Francesca Kennedy, quien viste parte de lo que define su “moda artesanal”, pero no hace más que convertir en vestido un güipil (q’anjob’al de Soloma) y en cincho una faja (kaqchikel de Patzún) dejando claro la apropiación de nuestra indumentaria al adjudicarse una autoría que no le pertenece. Esto también es racismo. Racismo que roba y explota el trabajo de los pueblos".

Por su parte, la columnista de elPeriódico María Aguilar relató: "Hasta hoy en día, la representación de la población maya y de la mujer en concreto se realiza bajo una óptica racista, utilizando un lenguaje esencialista que, además tiende a ser prejuicioso, discriminador, paternalista u hostil. Como mayas somos las sirvientas, las marchantas, las que tienen una marimba de hijos, las desechables, las pobres, feas, sucias… y la lista sigue. Ni la portada, ni las fotos que acompañan la nota original son las primeras en utilizar lo maya como accesorios, en donde además, la figura blanca es plasmada como la salvadora, que es el concepto en general del reportaje (véase también la imagen donde la diseñadora Francesca Kennedy va seguida por niños llevando a uno de ellos de la mano)".

Debido al impacto negativo que tuvo la portada, el equipo de la revista emitió un comunicado en su página de Facebook donde reconocieron su error y lamentaron el malentendido que causaron. En el mismo informaron que decidieron cambiar la portada de julio 2017 y reiteraron su compromiso con todas las mujeres que trabajan por una Guatemala de cambio.

Creo que fue buena decisión que tomó el equipo de la revista al emitir un comunicado reconociendo su error, pero lo curioso es que al momento de escribir este post, aún se mantiene la publicación de la portada controversial.

Reconocer errores es de sabios y lo que quedó con esta situación es experiencia, experiencia para no se vuelva a repetir y evitar que cualquier marca quede expuesta y sea mal vista por su grupo objetivo.

Lesther Castillo

0 comentarios: